En una mala racha

Hace mucho que no escribo, demasiado. Quizá sea una mezcla de vergüenza y de bajón lo que me disuade de hacerlo. Quizá ninguna de las dos cosas, simplemente que a veces quiero aparcar todo esto aunque vuelva día tras día. Estoy en una mala racha, dura, muy dura. Vuelvo a entrar en el círculo vicioso de la comida y me cuesta mucho soltar eso. Lo peor es que lo veo pero no quiero. Ahora sé que puedo pararlo y que cuando quiero lo hago con facilidad pero a veces me dejo llevar. De nuevo porque creo que lo necesito y que me va a gratificar. Es que hay días, últimamente casi todos, que no puedo con mi ansiedad y mi angustia. Me siento pequeñita, inútil, tonta… La exigencia se me dispará y ‘voilá’. Ahí está esa mezcla que me incapacita y casi no me deja respirar. Ahora, por ejemplo, acabo de terminar de trabajar y me voy para casa. Pero no paran de asaltarme pensamientos de que he hecho las cosas mal y de que mañana me vendrá una bulla de algún sitio, seguro… Tengo la boca seca, las piernas flojas y todo lo que ya sabéis, porque sé que muchos de vosotros me entendéis a la perfección. Incluso alguna que otra taquicardia. Ahora tengo otra vez una libreta para apuntar mis ingestas y me escribo a mí misma cada día para ver cómo va la cosa. Pero mejoro muy poco y estoy cansada…

3 Respuestas a En una mala racha
  1. Agustín Responder

    Nostalgía…. puffff este año me he quedado sin ver las horteradas más ecuestres de marbella y alrededores, pero lo que más echo de menos es levantarme por las mañanas (con el tiempo pegado al c…) e ir al periodico, pensando seguro que hay algún tema en el cual podamos salir a dar una vuelta.

    Sí aunque parezca raro echo de menos ir a sotogrande con el aire estropeado, las largas esperas en nikki para nada, la búsqueda incesante pero fructifera del diente más famoso de marbella, la ropa sexy en un balcón cuando se inaugura una tienda, en fín a todos los buenos momentos que he pasado contigo Cristina (y otros mejores leyendo tus artículos).

    Así que sonrie, le das un beso a steve de mi parte y saludos por la redacción a todos.

    Un beso muy fuerte (tan fuerte como eres en realidad)

    Pd Si lo sé soy el hombre desastre del telefóno móvil.
    Pd2 Cuidate mucho y a ver si bajo a marbella y echamos unos “mojitos” que como algún sabi dijo “sino hay mojito nos vamos” (lo entrecomillo no me vayan a acusar de plagio, jeje).
    Pd3 Dile a Santi que este verano no se escapa de tomar esos mojitos.

  2. house Responder

    Hola Cristina.
    Siento que estés en un momento ‘bajo’, y que vuelvas a tener sensaciones de ‘antaño’, pero creo que en todas las situaciones siempre hay una parte positiva, y en la tuya es que, como dices, ‘lo ves’…
    A menudo todos nos sentimos ‘pequeños’ y con los ‘miedos puestos’, pero ante esas sensaciones de ahogo y angustia, solo puedo recomendarte que ‘pares y salgas’, es decir, que te abstraigas de TU mundo y te des una vuelta por ‘otros mundos’, y verás que nuestros grandes problemas para otros muchos son simplemente ‘sueños’, muchas veces irrealizables, y que por tanto hemos de valorar las cosas y las situaciones en su justa medida; esa es la verdadera ‘habilidad’ que nos permitirá siempre saber donde estamos, y lo que áun es mejor, donde y con quien NO queremos estar (física y anímicamente).
    Puede sonar a tópico pero lo cierto es que nos solemos arrepentir de no haber disfrutado de algo o alguien cuando lo perdemos; por tanto no esperes a perder algo o a alguien (a tí misma…?) para arrepentirte de no haberlo disfrutado, y ten siempre una ‘toma de tierra’ que te permita saber lo importante que eres para mucha gente (tú incluida) aunque a menudo ni ellos ni tu misma lo sepáis…, y la ‘suerte’ que tenemos de tener éste tipo de problemas…y la seguridad de que o los superaremos o aprenderemos a vivir (que no sobrevivir…) con ellos.
    Un beso.

  3. victoria Responder

    q decirte… animo, hace tiempo q no escribo… me pasan demasiadas cosas… un beso

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Por favor, introduce tu nombre, correo electrónico y un comentario.