Creo en tí ! ! !

Sí, creo en ti… y en ti… y también en ti!

Creo en todas las personas, en la humanidad y en que todos merecemos una segunda oportunidad. Ninguno de nosotros ha nacido enseñado, de hecho, muchas personas están viviendo su vida dentro de la zona de confort, de lo que saben, conocen… Pero pocos nos atrevemos a salir ahí afuera a investigar y aprender todo lo que entre nosotros no somos capaces de enseñarnos transparentemente, con humildad y amor incondicional.

Al final, nada más lejos de la realidad, la responsabilidad de la vida la tiene cada uno en su interior, y de cada uno depende coger las riendas de su camino para aprender a gestionar sus emociones, sus reacciones, sus que haceres con uno mismo y los demás.

No hay culpables, la culpa es un invento para evadirnos de nuestras responsabilidades… Y estas, se tienen que asumir desde dentro, sin echar balones fuera.

Adultos, jóvenes, niños… cada unos juega un papel importante en la vida, en relación con los demás, y nadie es más ni menos que el otro, ni tan solo de él mismo… Cada uno debería elegir su camino, independientemente de lo que le digan los demás… Y amigo/a mío/a, ese es el verdadero camino del guerrero, empoderarse, andar hacia la propia libertad, romper cadenas y ataduras que nos provocan la enfermedad.

Cada uno en su lugar, cada uno a batallar y de camino, compartimos y nos apoyamos, nunca más sin pisar y coartar la libertad de los demás. Somos insignificantes, no somos nada a ojos de la sociedad,  debemos aprender a respetar las decisiones que el resto tome en su propia vida, sin imponer, querer convencer o ni tan solo aconsejar… Simplemente acompañar, apoyar y respetar!… Lo que sentimos es nuestro, es nuestra lucha, es nuestra batalla hacia nuestro nuevo despertar. No lo atribuyamos a los demás!

Y este mensaje, no es más que mis propios deseos de reflexión hacia la gente que en un momento de su vida, todo se le torció y rompió…

Tengo la total confianza que estas palabras pueden llegar muy adentro de aquellos que más se niegan a abrir su mente, solo se debe querer y dejar que todo fluya… Reflexionar sobre unas palabras diferentes y darse la oportunidad de aprender un nuevo enfoque que hasta el momento, quizás no entraba dentro de su día a día.

¿Quieres?… Puedes!… Tu elijes!…

 

Y por si queréis dejaros sentir un poco más el mensaje positivo, os dejo esta canción…

Shé – Creo en ti!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Por favor, introduce tu nombre, correo electrónico y un comentario.